1. NUNCA discutas con el enfermo, ponte de acuerdo con él.
  2. NUNCA trates de razonar con él, distrae su atención.
  3. NUNCA te avergüences, ensálzalo.
  4. NUNCA trates de darle lecciones, serénalo.
  5. NUNCA le pidas que recuerde, rememórale las cosas y los hechos.
  6. NUNCA le digas “ya te dije”, repíteselo cuantas veces haga falta.
  7. NUNCA le digas “tú no puedes”, dile “haz lo que puedas”.
  8. NUNCA le exijas u ordenes, pregúntale o enséñale.
  9. NUNCA condesciendas, dale ánimos.
  10. NUNCA fuerces, refuerza la situación.

¡Bienvenido!

Si no quiere perderse nada de lo nuevo que estamos organizando y preparando puede registrarse a nuestro boletín de novedades.

No se preocupe, nos gusta tan poco el SPAM como a usted, prometemos no molestar demasiado.